Enamorado del micrófono


pablo_perfil2

Todo empezó con un mini casete con micrófono y grabadora incorporados, (regalo navideño de sus padres), cuando tenía poco más de 10 años. Este precario artilugio fue suficiente para despertar en Pablo una sensación nueva y diferente. Durante esas vacaciones el micrófono le acompañó en todo momento y comenzó a grabar sus primeras crónicas sobre una navidad en la sierra. Ese primer casete dejó huella y desde entonces, su nueva fue contar todo lo que veía. Aquello le llevó a iniciarse en el mundo del periodismo.

Tras formarse profesionalmente en empresas como la Cadena Cope o France Telecom, y  después de licenciarse por la Universidad Carlos III apareció Televisión Española, donde descubrió el mágico mundo de la televisión. El micrófono volvió, esta vez acompañado de la imagen, y Pablo se “enamoró” de la fuerza comunicativa de la televisión. Gracias a la televisión, dejó su Murcia natal para regresar a Madrid y saltar desde allí a la capital de Europa, el centro del mundo informativo de la Unión. Su espíritu inquieto y osado le lleva a intentar superarse continuamente buscando nuevos retos, nuevos lugares y nuevas metas.  Y es que, como él mismo explica, para ser periodista hay que sentir pasión.  “Soy de esos que no distinguen entre un trabajo como éste y una vida. El periodismo es mi vida y lo vivo como lo siento: intensamente”.

Anuncios